Entrevista a Gilda Selis

por | Jul 3, 2019 | Entrevistas | 8 Comentarios

  • ¿Por qué empezaste a viajar?

Siempre me gustó viajar, de chica tuve la suerte de viajar bastante con mi familia y mi madre me inculcó mucho el tema de los viajes. Creo que es la mejor inversión en la vida, que se aprende muchísimo de las costumbres y de la gente que vas conociendo. Mi primer viaje largo fue a Nueva Zelanda, tenía 21 años y muchas ganas de explorar y mucha curiosidad por conocer cómo se vive en otros lugares. Viajar abre la mente.

  • ¿Te hubiera gustado quedarte a vivir en algún lugar que estuviste? ¿Se dio la oportunidad?

Mmm de todos los lugares que conozco, son pocos los lugares que dije: “acá me quedaría a vivir”. Por lo general admiro y disfruto el lugar en el que estoy pero las ganas de seguir conociendo otros lugares son más grandes. Hasta ahora, de los pocos lugares que dije eso, uno fue Barcelona. Cumple muchos de los requisitos que tiene mi lugar ideal. No se me dio la oportunidad pero si dije que iba a volver y por suerte volví más rápido de lo pensado. Uruguay es un país que siempre me llama la atención. Tengo muchos amigos charrúas y voy una vez por año a visitarlos y siempre me quedo con la duda de cómo sería vivir allá, me da una linda curiosidad, quizás algún día…

  •  ¿Te enamoraste en algún viaje? ¿Te hubieras quedado ahí o hubieras viajado con el?

Mmm tuve una linda historia viajando. Lo conocí en Nueva Zelanda pero era de mi misma ciudad, fue gracioso, irme tan lejos y conocer un platense, de hecho, nos conocimos hablando en el aeropuerto antes de partir. Tuvimos una historia allá y cuando los dos volvimos a nuestra ciudad pero no prosperó. A mi compañero actual lo conocí mientras yo estaba en El Bolsón (empezamos hablar por internet, teníamos amigos en común). Hablábamos todos los días, me dijo que me esperaba para invitarme a tomar una cerveza, y yo le decía que no sabía bien cuándo iba a volver, de hecho en el medio, me fui a Uruguay. Volví a los tres meses y cumplió con su promesa. Esto pasó hace dos años y medio y seguimos juntos.

  •  ¿Te arrepentiste de algo que no hiciste?

Mmm de no haberme tirado en parapente en Rio de Janeiro cuando tuve la oportunidad. Pero en ese momento me quedaba bastante tiempo de viaje en Brasil y no sabía si me iba alcanzar el dinero y era un gasto extra en mi presupuesto. Ya anduve en globo y me tiré en paracaídas así que es una actividad pendiente (me encanta el aire!) Creo que no va a faltar oportunidad de hacerlo en algún otro lugar.

  • ¿Estuviste en un All inclusive? ¿Irías de nuevo?

Sí, en en el norte de República Dominicana con mi familia pero no volvería. De hecho, la idea nuestra era descansar ya que veníamos de realizar un viaje por un tratamiento de salud de uno de ellos. A los dos días, nos aburrimos del All Inclusive, alquilamos un auto y atravesamos toda la isla para conocer Santo Domingo. Todos nos decían que estábamos locos!

  • Si tendrías que nombrar 3 características que tendría que tener una ciudad para que te atrape, ¿cuáles serían?

Tendría que tener agua cerca (preferentemente mar pero puede ser lago, río), movida cultural (arte urbano, librerías, centros culturales, recitales, cines) y una buena gastronomía.

  • ¿Preferís viajar sola o con alguien?

Mmm depende del momento que me encuentre. Si bien me gusta mucho viajar sola (aunque esté en pareja), también me gusta poder compartir los viajes con alguien, intercambiar opiniones respecto al paisaje, celebrar los encuentros con los locales, compartir la hermosura de un atardecer, etc. Prefiero viajar sola si estoy en un momento muy introspectivo.

  •  ¿Qué es lo mejor de viajar sola?

¡Que nunca estás sola! 🙂 En serio, por lo general cuando viajo sola conozco mucha más gente, y estoy mucho más abierta y predispuesta a que sucedan más cosas. Además podés viajar a tu ritmo, podés elegir el camino a seguir con total libertad y cambiar la ruta según tus intereses o estados de ánimo. Viajando solo es cuando aprendés más sobre vos mismo, no te queda otra opción y te (re) descubrís al máximo. Es ahí cuando de verdad te das cuenta de tus capacidades y limitaciones.

  • ¿Y lo más difícil?

Creo que en este contexto social que vivimos actualmente lo más difícil de viajar sola es el hecho de ser mujer. A veces tengo miedo a que me pase algo por el simple hecho de ser mujer. Pero esto no tiene que ver con viajar, sino que lo siento en mi propia ciudad aunque claro, lo sigo haciendo (con ciertas precauciones de seguridad) porque creo que lo peor que nos puede pasar es quedarnos quietas, no hay que dejar que el miedo nos paralice.

  • ¿Qué preferís: Hotel, Posada, Bed and Breakfast, Casa, Compartir con alguien local?

Depende con quién viaje, si viajo sola me gusta hospedarme en hostels para conocer gente o a través de Couchsurfing para interactuar con gente local. Si viajo en pareja o con amigos o familia suelo alquilar alguna habitación o dpto en Airbnb.

  • ¿Te ves viajando seguido en el futuro o estás con ganas de estar más tiempo en Argentina?

Nací y me crié en la ciudad de las diagonales (La Plata), un lugar que amo y siempre volveré, pero no tengo la certeza todavía de haber encontrado mi lugar en el mundo (habrá alguno?). Esa búsqueda también es un gran motivo de mis viajes. Por el momento estoy muy bien en pareja, y eligiendo mi ciudad y realizando viajes cada vez que puedo ya que al ser nómade digital me permite esa flexibilidad. Por lo pronto en un mes voy a Brasil y en Noviembre unos días a Bariloche.

  • ¿Prejuicios que tenías antes de viajar y ahora ya no?

 Viajando aprendí a confiar más en la gente, me di cuenta que hay mucha más gente solidaria y dispuesta a ayudarte de la que pensamos. Antes de viajar sola pensé que era incapaz de hacerlo, que me iba a pasar algo, me iban a secuestrar, matar, etc. Después con el tiempo, enfrenté mis miedos y terminé disfrutándolo mucho.

  • ¿Cómo nace tu elección por tu próximo viaje? Alguna promoción? Está en tu listas de pendientes? Propuesta Laboral? Interés por su cultura? Playa? Etc.

Todas, ja! Últimamente no voy en búsqueda de destinos, sino que los destinos me van apareciendo. Como uno de mis trabajos es generar contenido para un blog que es parte de un metabuscador de vuelos, estoy bastante atenta a las promociones de vuelos. Además como trabajo como nómade digital, es decir, trabajando desde cualquier lugar que tenga internet, esto me permite tener mucha flexibilidad y poder viajar en temporada baja donde los precios son más bajos o poder aprovechar alguna promoción con fechas específicas que es una de las grandes ventajas a la hora de conseguir las promociones aéreas. También las propuestas laborales tienen mucho que ver a la hora de elegir un destino, muchas veces salen a destinos inesperados. Últimamente los viajes van surgiendo, no los estoy planeando demasiado y eso es lo lindo también!

  •  ¿Por qué decidiste crear tu Blog?

Me acuerdo que fue en el 2009, hace 10 años! Era un blogspot con un diseño muuuuy pobre y feo! Lo leía solo mi madre. Creo que lo hice para salir un poco del papel, de mis cuadernos y apuntes privados y para poder compartir las historias de viajes con mis familiares y amigos. No tenía mucha idea con lo que me iba a encontrar y mucho menos todas las satisfacciones que luego me iba a dar pero en ese momento recuerdo que los blogs eran una novedad y lo vi como un formato interesante para contar las historias.

  •  ¿Lees otros Blogs de Viajes? ¿Cuáles? ¿Alguno Preferido?

Sí, leo varios de la Comunidad Viajera. Mi preferido, el primero que descubrí, fue Viajando por ahí, de Aniko Villalba.

  • ¿Cine o Series? ¿Cuál es la que más te gustó?

Me gusta mucho ir al cine y ver series. Friends me sigue pareciendo un clásico que nunca falla, cuando estoy triste miro un capítulo y me cambia el ánimo. También me gustaron mucho The Wire, Breaking Bad, Merlí, Prison Break, Allí Abajo, etc.

  • ¿Qué te llevó a escribir tu libro?

Así como al comienzo el blog me dio mucha curiosidad y motivación, en los últimos años empecé a sentir que no era el formato que me sentía más cómoda, sentía que la gente buscaba sólo información útil, guías de viaje y recomendaciones y no se detenía a leer, por ejemplo, una crónica de viaje de tres páginas que era lo que más me gustaba escribir. No los culpo, últimamente con el avance de la tecnología, todos leemos cada vez menos y queremos todo ya, en el momento, o nos conformamos con una foto en instagram y un tip de viaje pero sinceramente decidí probar y finalmente me animé. Además, desde niña, siempre quise escribir un libro y por suerte, luego de mucho esfuerzo, fue un sueño que pude cumplir. Desde que nació mi hijito de papel me ha dado grandes satisfacciones con las lindas devoluciones de los lectores.

  •  ¿Qué momento del día de te gusta más para escribir? Sitio preferido para hacerlo?

Me gusta la mañana, que me de el solcito caliente en la cara, con una taza de café con leche de por medio.

  •  ¿Algún viaje familiar de la infancia que más te haya gustado?

Recuerdo con alegría un viaje familiar que hicimos al sur de Argentina con mi papá, mis tíos y primos cuando tenía alrededor de 10 años. Fuimos en dos autos y paramos varias veces en la ruta. Hicimos el camino de los 7 lagos en verano y fue hermoso, jugar en los ríos, subir a las montañas.

  •  ¿Tu objeto mas preciado que trajiste de un viaje?

Tengo varios pero uno que me gusta mucho es una pequeña estatuilla de madera de los Orixás (se relaciona con los orígenes de las culturas africanas), más precisamente de la diosa Oxum. Cada vez que la veo en mi escritorio, tiene el poder de trasladarme a las calles de Salvador de Bahía, a esa casa antigua hundida entre recuerdos donde la encontré. En mi libro “En Movimiento, geografía interna de una chica que viaja de acá para allá” cuento la historia completa de este objeto.

  •  ¿A qué lugar volverías?

A Barcelona, Lisboa y Valparaíso, sin dudas.

  •  ¿Destino pendiente?

Pff son varios pero hace bastante que tengo en la mira a México (me llama mucho la atención su cultura, me encantaría presenciar el Día de los Muertos) y también Machu Picchu y el conocer algo del continente africano. Hace 5 años que bailo danza africana, de la zona de Guinea y Senegal. Han venido varios maestros africanos a mi ciudad pero me gustaría en algún momento viajar y ver cómo bailan y viven allá ya que la danza forma parte de su cultura y bailan a diario, en el campo, mientras cocinan, si se muere o nace alguien, etc.

  • ¿Qué es lo que más extrañas cuando no estás en tu casa?

Extraño más que nada a mi hermanito, a mis amigos, a mi familia y la comida casera como los panqueques o milanesas de mi vieja. También ir a la cancha a ver al lobo con mi papá y las clases de danza afro.

  •  ¿Estuviste en algún carnaval? Cuál?

En Maimará, en la provincia de Jujuy.

  •  ¿Algún miedo que por más que hayas viajado mucho no hayas superado?

Sí, tengo miedo a que le pase algo a mis familiares y amigos cuando estoy viajando. Una vez me pasó, en el 2015, cuando estaba viajando por Brasil y a mi papá le dio un infarto (el 3ero de su vida). Fue horrible, me llamó mi mamá por teléfono y me dijo que estaba internado (por mis adentros pensaba que se había muerto y no me lo querían decir). Colgué, pensé dos minutos, y decidí dar por terminado mi viaje. Me tomé el primer avión y al otro día estaba acompañando a mi familia. Simplemente, lo sentí, que era tiempo de volver.

  •  ¿Cómo financiaste la mayoría de tus estadías prolongadas en tus viajes?

En los viajes largos me financié a través de ahorros y trabajando mientras tanto, de manera online, como colaboradora freelance creando contenido para diversas webs. En Brasil, por ejemplo, creaba el contenido para un blog para una cadena de hostels, a cambio del alojamiento.

  • ¿Te sentiste sola en algún viaje? ¿Cuál?

En Jericoacoara, Brasil, me sentí un poco sola pero porque estaba pasando por una ruptura amorosa y era un destino típico de luna de miel y todo me recordaba a mi ex pareja. Lo mismo me hubiera pasado estando en mi hogar. La naturaleza, el mar y ese tiempo de búsqueda personal en el viaje me ayudaron a sanar (aunque en ese momento no lo veía así).

  •  ¿Hubo algún viaje improvisado? ¿Cuál? (Esto también vale como anécdota de viaje 🙂

Mi primer viaje a Europa! La historia es muy loca. El año anterior, en Río de Janeiro, había conocido a una chica uruguaya en un free walking tour. Ella se acercó a mí, por una cuestión geográfica y de idiomas (éramos las únicas latinas) y resultó que al final estábamos hospedadas en el mismo hostel. Durante esos 3 días que coincidimos en Río de Janeiro viajamos juntas, conociendo la ciudad y conociéndonos. Nos hicimos muy amigas, sí, en tres días! pero parecía que nos conocíamos de otra vida. Ella se volvió a uruguay y yo seguí mi viaje por Brasil. Cuando volví a Argentina seguimos en contacto virtualmente porque vivíamos en países diferentes hasta que un día me llamó y me contó que en el trabajo la habían premiado con dos pasajes a Europa y que como nos habíamos conocido viajando y habíamos conectado tan bien me invitaba a mí. Casi me caigo muerta, dudé al principio porque era muy bueno para ser real, imaginate cuando le conté a mi familia! ¿Con quién te irías? Pero la conociste sólo 3 días, no sabés quién es! Todas contras. Finalmente viajamos un mes entero por Europa y fue increíble. Lo cierto es que para compartir un viaje tenés que tener ciertas cualidades en común, intereses, flexibilidad, tolerancia, paciencia. Tanto a ella como a mí  nos pasaba que teníamos muchos amigos de toda la vida que los adorábamos pero que no viajaríamos nunca con ellos por estas razones. Y así surgió nuestra amistad viajera con Emilia. Hasta el día de hoy, 4 años después, seguimos siendo muy amigas y nos vemos una vez al año en Uruguay, Argentina o donde sea!

  • ¿Sos de llevar mucho en los viajes?

No, en cada viaje llevo menos cosas, aunque reconozco que no he podido hacer un viaje largo con una mochila pequeña (envidio a la gente que puede) pero ya entre la compu, la cámara de fotos y los cuadernos ya se me llena! 😛

  •  Cosas que llevas: Cámara de fotos? Cuaderno para escribir? Libros? ¿Alguna foto impresa?

Sí, siempre llevo la cámara de fotos, un cuaderno para escribir, la compu para trabajar y fotos impresas de mis familiares y amigo/as o alguna cartita o postal.

  •  ¿Cosas que solés llevar y nunca terminas usando?

Suelo llevar más libros de los que leo mientras viajo. Al final me la paso recorriendo tanto, tan agotada, que no termino leyendo lo que me gustaría. O viajando sola me pasa que por ejemplo estando leyendo concentrada, en una playa y tomando mate, igual la gente se me acerca a charlar, y preguntarme de dónde vengo, qué hago sola, etc. y termino priorizando la charla al libro.

  •  ¿El lugar más lindo en que pasaste Año Nuevo?

Por suerte pasé varios, creo que 9 años nuevos viajando. Por varios años seguí esta idea como tradición personal. Me encanta empezar un año nuevo en otro lado, sorprendiéndome con cada lugar y su gente. Recuerdo dos, en Valparaíso y en Tilcara. Los pasé con amigos en casas de locales, conociendo sus costumbres.

  •  ¿Algo que hayas aprendido al viajar?

Pff tantas cosas! A disfrutar del aquí y del ahora, aprendí que la distancia y los viajes hacen que los vínculos se fortalezcan e intensifiquen aunque sea por un tiempo breve. También aprendí a decir adiós y a celebrar los reencuentros, a resolver eso que me pesa antes de irme (los problemas lo cargarás en tu mochila, vayas donde vayas),  a descubrir que viajando sola nunca estás sola y a confiar en los desconocidos, escuchar lo que tienen para decirte. Detrás de una persona puede haber una gran historia.

  •  Si te tenés que definir, cómo sería? Periodista, Viajera, Fotógrafa, Escritora, etc

Soy un poco de cada una. También soy mujer, hija, hermana, compañera, amiga, curiosa, inquieta. Creo que todos somos muchas facetas. Otras cosas de la vida cotidiana que me gustan y forman parte del rompecabezas que soy: los abrazos, pasar tiempo con amigos y con la familia, tomar mate, dormir con lluvia, las ventanas oxidadas, la velocidad del paisaje, los fotocharcos, el olor a libro nuevo y a jazmín, bailar afro, los días grises, conocer gente, los gatos, enviar postales, el chocolate, los poemas, la palabra “wanderlust”, el mar, la música (mejor si es en vivo), los ciclos de cine, el fernet, el otoño, los dibujos de Liniers, coleccionar atardeceres, los globos aerostáticos, el arte callejero, jugar al póker, el helado, las tazas, leer crónicas, la cerveza y la palta, meter los pies en el lago, el jacarandá, los proyectos autogestivos, la paz de las montañas, los imanes, jugar con mi hermano, ir a la cancha, coser cuadernos artesanales, el vino, el asado, el café con leche, las palabras y la importancia de saber decir te quiero, perdón y gracias.

  •  ¿Cuántos países llevás recorridos?

Llevo 22

  • ¿Qué cultura te impactó más?

El año pasado viajé por primera vez a algunos países de Asia y me voló la cabeza. Conocer el mundo oriental, su cultura tan diferente a la nuestra. El caos ordenado, la religión budista, ver como todo sucede en la calle y en los mercados.

  • ¿Si pudieras viajar en el tiempo, a qué momento y lugar irías?

Mmm a la Belle Epoque en París o a los años 60 durante el movimiento hippie en Estados Unidos.

  • ¿Qué te gustaría contar que no te pregunté?

Sobre el libro, se llama “En movimiento, geografía interna de una chica que viaja de acá para allá”. Lo publiqué en diciembre pasado de manera autogestiva con el acompañamiento de la editorial colectiva La Caracola. Es un libro que rememora estados de ánimo y despierta sensaciones en una milonga, a la espera de un tren, mientras se navega en la selva, se recorren los pueblos de los antepasados o bajo el refugio de algún lugar llamado hogar. Contiene relatos cortos, poemas y crónicas de viaje y lo pueden encargar a través de mis redes sociales o escribiendo en  escribime@mibitacoradeviajes.com.ar

 Completá la Frase: Me siento feliz cuando…viajo y cuento las historias del camino!

Imprimir

Recibí las novedades GONTRAVELER en tu email

"Gracias Infinitas a @marielater por el Logo, ideas y el apoyo!"

Share This
SUSCRIBITE AL NEWSLETTER!
Recibí las novedades GONTRAVELER en tu email
Su información nunca será compartida con terceros.